9 de marzo de 2017

Últimos trámites para la puesta en marcha del aparcamiento de vehículos pesados y primeros para la nueva depuradora

En la sesión extraordinaria celebrada este miércoles 8 de marzo, la Corporación Municipal del Ayuntamiento de Argamasilla de Alba aprobó por unanimidad de los presentes los dos puntos que se sometieron a votación, con lo que se da vía libre al aparcamiento de vehículos de gran tonelaje y a la firma del convenio con la entidad de derecho público Infraestructuras del Agua de Castilla-La Mancha para la futura construcción de una nueva depuradora.

Después de varios meses de trabajo, según informaba el alcalde, Pedro Ángel Jiménez, con la aprobación por el Pleno del pliego de cláusulas administrativas particulares para la adjudicación contrato del servicio de explotación del aparcamiento controlado de vehículos de gran tonelaje, verá la luz un documento que es “el paso definitivo” para la puesta en marcha de una instalación necesaria en nuestro pueblo “que generará otro punto de movimiento económico”.

Casi veinte años después de que se decidiera construir esta infraestructura, finalmente, si todo sigue por los cauces previstos, será una realidad a principios de 2018, indicó el alcalde.

En la actualidad, la instalación está dotada con un vial, una zona hormigonada, iluminación, una vivienda y sobre todo un acceso a la N-320 “que tanto nos ha costado conseguir”.

Con la redacción final, aprobada por el Pleno, se ha buscado que el adjudicatario final gestione el aparcamiento de la mejor forma posible, además de permitirle ofertar otros servicios relacionados con el sector, y no solo el de estacionamiento controlado de vehículos. Una adjudicación que será por 30 años, prorrogables hasta otros 10 años, revisable cada 2, “un periodo suficiente” para recuperar la inversión realizada.

También se aprobó el convenio de colaboración para la prestación del servicio de depuración de aguas residuales entre la entidad de derecho público Infraestructuras del Agua de Castilla-La Mancha y el Ayuntamiento de Argamasilla de Alba, como primer paso para iniciar los trabajos encaminados a la construcción de la nueva depuradora de aguas residuales, “una gran noticia para el Ayuntamiento”, apuntó el alcalde.

La futura firma de este convenio ha sido fruto de las negociaciones que ha llevado a cabo el Equipo de Gobierno en la actual legislatura con la consejería de Fomento y en la Dirección General del Agua, conscientes de que, a pesar de las recientes obras de mejora para cumplir con los niveles de depuración, la instalación “es muy antigua y necesita una renovación”, aseveró Jiménez.

Aunque los parámetros cada vez son más estrictos, la portavoz de IU, Esther Trujillo, pidió no solo cumplir con lo que nos exige la Unión Europea, en materia de aguas residuales, si no “ir un paso más allá…, el medio ambiente nos lo agradecerá”.