22 de mayo de 2016 en Teatro Auditorio

Los mayores de 85 y 100 años reciben un merecido homenaje

Cuando se cumple el treinta y tres aniversario del Centro de Día de Mayores de Argamasilla de Alba, el Ayuntamiento a través del Área de Servicios sociales, ha rendido homenaje a cuarenta mayores de la localidad que han cumplido en los últimos 12 meses los 85 años y a dos, Francisca Serrano Caravaca y Alfonso Porras López, por alcanzar los 100.

En esta edición, como novedad, se ha distinguido con la condición de Socio Honorifico a título póstumo a Manuel Jiménez Zarco, “por su labor de conciliación e impulso de cambio en la sociedad argamasillera, apoyando la creación del que fue el primer Hogar del Jubilado, hoy Centro de Día de Mayores”, y a José Díaz-Pintado Hilario, “por su labor e impulso del que era Hogar del Jubilado, apostando por el apoyo profesional para este centro y provocando cambios en la forma de trabajo”; ambos en su tarea como alcaldes de la villa.

La gala, presentada por la técnica del centro, Pilar Crespo, contó con la participación en la entrega de las placas conmemorativas del director general de Mayores y Personas con Discapacidad, Javier Pérez; el alcalde, Pedro Ángel Jiménez; la concejala de la Tercera Edad, Noelia Serrano; la concejala del PP, Sonia González, y el concejal de IU, Ángel Rodríguez.

El director general señalaba que, al igual que el Ayuntamiento, desde la Junta de Comunidades se trabaja por los mayores, fundamentalmente en dos líneas, la atención a la dependencia y el envejecimiento activo, dentro de este último recordó, que se ha recuperado el proyecto de termalismo, al que pueden apuntarse a lo largo de todo el año. Tras pedirles a todos los mayores hacer uso de los servicios que les ofrecen ambas administraciones, les invitó a seguir activos y les agradeció “el trabajo y esfuerzo de toda una vida”.

Los mayores “os merecéis todo cuanto os podamos dar”, indicaba el alcalde, por toda una vida intentando darle a vuestra familia “una mejor vida de la que vosotros os ha tocado vivir”, subrayando lo enriquecedor que es “compartir cualquier momento con vosotros, pues sois la fuente de sabiduría de la que beber experiencias que siempre sirven para afrontar el día a día actual”.

“Queremos que en el Centro de Día –aseveraba Jiménez- no exista tiempo para el aburrimiento, por eso hacemos el esfuerzo de dotar de personal que procure manteneros activos cuidando el cuerpo, la mente y el ánimo”, convirtiendo el centro en una instalación multidisciplinar y participativa, gracias al amplio número de actividades.

Para la concejala de Tercera Edad, apostando por el centro “hacemos justicia con quién más se merecen nuestros desvelos”. Dentro de esta apuesta, Serrano destacó las nuevas actividades, así como la ampliación de las más demandadas: estimulación cognitiva, gimnasia de mantenimiento, alfabetización digital, servicio de prensa escrita o el préstamo de libros y videos dentro del centro, entre otras.

También, la concejala, destacó la atención personalizada que reciben los más de 1.200 socios, por parte de los profesionales del centro, así como la predisposición de los usuarios y usuarias para participar en todos las actividades que se realizan tanto por el propio centro como por otras áreas del Ayuntamiento.

El acto lo cerró el artista local, aunque afincado en Madrid, Apolonio Moya, más conocido como Romero Villa, con un pequeño recorrido por algunos de sus más conocidos temas de canción española, entre los que se encuentran composiciones dedicadas a Castilla-La Mancha y a Argamasilla de Alba.